FOUR SEASONS HOTEL MADRID

FOUR SEASONS HOTEL MADRID

Te llevamos a conocer uno de los mejores hoteles en Madrid con una historia y arquitectura única una joya por descubrir.

Viajamos a Madrid y no podríamos haber encontrado en BEST ADDRESS este sitio más representativo de la ciudad que la azotea del Four Seasons Hotel Madrid. La intersección de las emblemáticas calles de Sevilla, Alcalá y la plaza de Canalejas aparece en innumerables novelas de escritores españoles como Pérez Galdós. En esta zona se establecieron las primeras pensiones y los primeros hoteles de lujo del país, como la famosa fonda La Fontana de Oro. Algunos fueron destruidos por los bombardeos y reconstruidos tras la guerra, y otros se convirtieron en lugares de reunión de las Sociedades Patrióticas durante el reinado de Fernando VII.

Esta ubicación sin parangón no solo constituye el centro histórico y neurálgico de la ciudad, sino también el centro físico del país, el kilómetro cero de la red de carreteras de España.

En Madrid nunca se había emprendido una transformación de siete edificios históricos de este calibre de forma simultánea, con el objetivo de garantizar una identidad común pero a la vez preservando el estilo propio de cada uno. Los edificios datan de finales del siglo XIX, y el más destacado es el palacio de La Equitativa, una compañía de seguros estadounidense ubicada en la punta de la construcción triangular. En 1920, el edificio se convirtió en la sede central del Banco Español de Crédito, uno de los más importantes de España.

Durante el proyecto de transformación, se extrajeron, catalogaron y restauraron con sumo cuidado más de 16 000 piezas, de las cuales alrededor de 3700 se devolvieron al edificio. Muchas de ellas se encuentran actualmente en las suites y zonas comunes del hotel, como es el caso de los imponentes pilares de mármol verde con capiteles cubiertos de oro del vestíbulo del hotel, que en su momento fue el recibidor principal del banco.

El Four Seasons Hotel Madrid se completa con 22 residencias privadas (Four Seasons Private Residences) y la Galería Canalejas, la galería comercial de lujo de tres plantas que sin duda se convertirá en el lugar de compras de referencia para los madrileños acaudalados y los visitantes internacionales. El carácter del hotel es un reflejo del carácter de los habitantes de la ciudad: modestos, cercanos, amables y amantes de la diversión.

El Estudio Lamela llevó a cabo este proyecto arquitectónico de gran complejidad y BAMO, una empresa de San Francisco, fue la encargada del interiorismo. El restaurante Isa Gastrobar de la primera planta, llamado así en honor a una de las reinas españolas más célebres, fue diseñado por AvroKo, y el estudio de diseño londinense Brudnizki estuvo a cargo del restaurante Dani Brasserie, del famoso cocinero marbellí Dani García.

Más de 2000 obras de arte de artistas españoles componen la espectacular colección del hotel. Entre ellas se encuentra la instalación Starry Night de Eduardo Pérez-Cabrero, situada en la escalinata del vestíbulo y formada por constelaciones de estrellas que representan las virtudes humanas de la inteligencia, la creatividad, la alegría, el amor, el talento, la generosidad y la esperanza. También se pueden encontrar relieves en yeso en las habitaciones realizados en colaboración con la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, situada enfrente del hotel, así como una colaboración con el Museo Nacional Thyssen – Bornemisza..

Tonalidades de cobre, azul grafito, azafrán y blancos perlados conforman la paleta de colores del interior del hotel, y las paredes del Salón de baile Sol presentan un atrevido tono rojo terracota, inspirado en los tejados de Madrid.

El impresionante salón de la Suite Real hacía las funciones de despacho privado de los presidentes y los miembros de la junta del banco desde principios del siglo XX, y a día de hoy todavía conserva muchas de sus características originales, como la chimenea, las molduras del techo y los balcones antepechados. Además, ahora presenta una bañera redonda escultural y una pared de mármol Calacatta Vagli Rosato y Onyx Viola.

Al crear la Suite Presidencial, los diseñadores tenían en mente una sala de reunión social, con unas vistas espectaculares de los tejados de la capital, el Casino de Madrid y la escultura de la cuadriga que culmina el imponente edificio del otro lado de la calle Alcalá.

Las 200 habitaciones espaciosas, algunas de las cuales cuentan con terraza, están decoradas con detalles en dos tonos: azul pálido y amarillo. Los baños se han construido con mármol blanco y gris, combinado con espectaculares toques de marrón chocolate.

Como consecuencia de la enorme complejidad que conlleva unir con elegancia y armonía siete edificios distintos, el hotel ofrece 118 tipos de habitaciones diferentes. Cinco de ellas son habitaciones tipo loft de doble altura que brindan un espacio muy dinámico y poco habitual en un hotel.

El spa del hotel es el más grande de Madrid, con 1400m2 divididos en cuatro plantas y que promete ser un centro urbano de wellness en pleno corazón de Madrid con productos y terapias novedosas en la capital y abierto tanto a huéspedes del hotel como a residentes. Durante los calurosos días de verano, la increíble piscina de la azotea se convierte en el lugar más apetecible al que acudir. Desde allí, los huéspedes podrán observar las vistas del horizonte urbano de la ciudad.

Visual Portfolio, Posts & Image Gallery for WordPress

 Four Seasons Hotel Madrid se ha presentado como un homenaje a la ciudad que lo acoge, y un punto de encuentro tanto para madrileños como para los que están de visita. Con una ubicación privilegiada en la azotea de su edificio, Dani es la carta de amor que el Chef Dani Garcíaenvía a una ciudad que siempre le ha dado la bienvenida y donde ofrece una propuesta de alta cocina informal, recuperando platos que marcaron su carrera y puestos al día para este espacio gastronómico, que conviven con reinterpretaciones de recetas clásicas, y donde no podían faltar aires de su Andalucía natal. Hace tan solo unas semanas, con la llegada del buen tiempo, la brasserie daba la bienvenida a su icónica terraza, convertida por derecho propio en uno de los espacios más codiciados para disfrutar de unas vistas únicas de la ciudad desde este esquinazo de la calle Alcalá y Sevilla.

Y ahora, continúa sorprendiendo a los madrileños con su nueva propuesta de desayunos que ya está disponible, previa reserva, de lunes a domingo. Una oferta pensada para que el comensal desayune como un rey, tal y como reza el famoso dicho popular, de la mano de los tradicionales continental, americano y, como tercera opción, el español, para los que son fieles a la tostada con tomate y a los huevos rotos, o churros con chocolate Valrhona. Tres menús principales que se complementan con opciones a la carta para los que prefieren diseñarse sus propias combinaciones. En ella, no falta la sección de “Huevos de corral”, que brinda la posibilidad de degustar unos huevos rotos, tortilla o huevos al gusto (fritos, revueltos, pochados o duros). Siguiendo la misma línea, se encuentra “Benedic-ción”, el apartado dedicado a los huevos benedictinos que se sirven de tres maneras diferentes: clásicos, con salmón & nori, o “Dani Style”, con jamón ibérico y salsa holandesa sobre un english muffin. Tampoco falta “El rincón saludable”, una serie de elaboraciones más ligeras como la Papaya Bircher, la delicia de plátano, o los benedictinos servidos sobre aguacate.

El momento dulce viene de la mano de los clásicos, como las tortitas, gofres y crepes, y de otras especialidades como la Shibuya Pancake (en honor a las esponjosas tortitas japonesas), el brioche de avellana, o la torrija servida con crema inglesa de vainilla y frambuesas.

El broche de oro, en este caso, lo ponen cuatro elaboraciones pensadas para realzar el desayuno. El bagel de salmón con queso fresco y rúcula, los “huevos revueltos Dani”, con queso Mont d´Or y caviar Oscietra 10gr, o el cangrejo real, que se puede disfrutar en la tortilla, o en el Cangrejo Benedict, servido con un croissant tostado, bacon y salsa bearnesa.

El apartado de bebidas reúne una selección de cafés Lavazza y chocolate Valrhona, Jing Tea, zumos (incluyendo détox y mimosa con cava) y smoothies naturales (antiestrés y superfood). Además, se sirve champagne (Louis Roederer Brut Premier y Vintage Rosé) y cava (Mestres Coquet) para los que quieran comenzar el día con unas refrescantes burbujas.

Una cuidada y completa oferta diseñada para disfrutar de un desayuno con altura, desde la séptima planta del Four Seasons, que se puede degustar tanto en el interior de su brasserie, como en su amplia terraza. Un rincón mágico en plena ciudad donde disfrutar del cielo de Madrid, convertido en el nuevo place-to-be.

Sinergia corporativa con Four Seasons

La identidad de Four Seasons, marcada por Craftsmanship, Connection and Character, no se deja de implementar en Dani. El compromiso de excelencia, el respeto por el medio ambiente y la confluencia de la tradición y la innovación, engloban los valores por las que se rige la hospitalidad que marca la cadena hotelera en todas sus sedes a nivel mundial.

El restaurante también acoge el programa Lead With Care de la cadena hotelera, un conjunto exhaustivo de medidas de prevención e higiene para garantizar una experiencia segura, tanto para los clientes como para los propios trabajadores, más crucial que nunca hoy en día.

Visual Portfolio, Posts & Image Gallery for WordPress


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *